965 676 240

En la actualidad, antes de comprar un electrodoméstico, buscamos la manera de saber cuánta energía consumirá, esto evitará que compremos aparatos altamente consumidores.

Si lo que buscas es ahorrar en facturas de servicios será momento de qué elijas si quieres ahorrar con calderas eléctricas, o bien gas; Las cuales nos permitan conseguir economía y bienestar, al paso que somos lo más respetuosos posibles con el medioambiente.

Y es que, antes se buscaba más que todo la economía, Ahora se busca con mayor atención y cuidado cada uno de los detalles relacionados con la eficacia energética, el ahorro de energía primaria, etc.

Tipos de calderas ecológicas:

Si ya sabes de qué se trata el ahorro energético, debes saber que nacieron las calderas de condensación, dejando atrás a las conocidas calderas atascas y a las calderas atmosféricas, las cuales hoy en día juegan un papel importante como climatizadoras.
Los modelos de calderas ecológicas que existen son:
Las atmosféricas constituyeron el primer tipo de calderas que se fabricaron y usaron. No obstante, a ello, debido a su baja eficacia energética y a inconvenientes de seguridad que se relacionaban a revocos en los humos se prohibió su empleo hace unos años.

Por consiguiente, aparecieron en el mercado las calderas estancas; Se caracterizan por el hecho de que la cámara de combustión se encuentra en un sitio diferente al circuito donde se instala, estas van mejorando totalmente los inconvenientes de seguridad que tenían las calderas atmosféricas, reduciendo de esta manera el peligro de intoxicación por monóxido de carbono.

Finalmente, solo nos queda hablar sobre las calderas de condensación, las cuales disponen de una cámara de combustión atasca que se identifican por aprovechar el calor que se genera al enfriar el vapor del agua que está contenido en los humos de la combustión, justamente antes que estos se expulsen por la chimenea.

Bueno amigos, hasta aquí la publicación de hoy espero que os haya resultado interesante como a mi.